viernes, 14 de marzo de 2014

El 15 de Marzo, Día de la Visibilidad Trans, ALEAS-IU exige una igualdad y libertad real para todas las personas trans


En el séptimo aniversario de la aprobación de la llamada “Ley de Identidad de Género”, desde el Área de Libertad de Expresión Afectivo-Sexual (ALEAS) de Izquierda Unida queremos remarcar que todavía se nos considera personas enfermas desde múltiples instancias, empezando por esta legislación estatal a la que aludimos. A esta patologización y estigmatización de nuestros cuerpos e identidades, se le suman múltiples situaciones de exclusión y opresión que determinan nuestras vidas y que merecen una visibilidad y una politización. Es así que, una vez más, en este Día de la Visibilidad Trans volvemos a exigir una igualdad y libertad real para todas las personas trans.

Huelga decir que todas las legislaciones existentes, a distintos niveles, son el resultado de años de lucha política por parte de las activistas trans y así debe ser reconocido siempre. En efecto, no podemos más que celebrar que, de una forma u otra, la cuestión trans se encuentre en el centro de muchos debates, tanto institucionales como en movimientos y colectivos sociales. De hecho, la misma legislación andaluza, la más avanzada de España, no hubiera sido posible sin la presión política y social de los colectivos LGTBI. Ahora bien, las activistas de ALEAS-IU creemos en la necesidad de continuar con la presión y la reivindicación políticas a fin de que los derechos y las libertades sean una realidad para todas las personas trans y para todas aquellas disconformes con las asfixiantes normas de género que nuestra sociedad impone sobre todos los cuerpos e identidades.

En el contexto actual, de una estafa disfrazada de crisis, los sectores más conservadores y neoliberales están llevando a cabo una revolución contra nuestros derechos y libertades. Recortes, represión, suspensión de libertades, pobreza, violencia de género, transfobia, precariedad... toda una serie atropellos que las personas trans sufrimos en nuestra vida cotidiana en formas muy complejas. Ante semejante escenario, reafirmamos nuestra convicción sobre la importancia de la visibilización y la politización de nuestras realidades. Solo así será posible generar las condiciones de una vida que merezca la pena ser vivida para todas aquellas personas que, de una forma u otra, no encajamos en aquellos caminos que el patriarcado nos ha marcado.

Efectivamente, hoy queremos remarcar que la lucha sigue y seguirá hasta que nuestros derechos y libertades dejen de ser un mero espejismo y se conviertan en una realidad al alcance de todas las personas. Porque son muchas las razones para continuar en las calles revindicando mayor igualdad y mayor libertad. Los éxitos conseguidos hasta el momento nos han confirmado que somos las protagonistas de nuestras vidas y está en nuestras manos que sean vidas que merezcan la pena ser vividas.
Con la tecnología de Blogger.
Facebook  
 

Busca en nuestra web

Archivo

Síguenos por email